Salud para tu bienestar

Publicado el Feb 28, 2024

Neumonía: Lo que necesitas saber

Neumonía: Lo que necesitas saber

La neumonía es una enfermedad respiratoria que afecta a los pulmones y puede ser provocada por diferentes microorganismos como lo son bacterias, virus, micobacterias, hongos y parásitos.1 Sin embargo, las neumonías más frecuentes son causadas por virus o bacterias.

Se conoce como neumonía extrahospitalaria o adquirida en la comunidad al tipo de padecimiento que adquieren las personas con sistemas inmunes normales en la vida diaria.1

Nuestro sistema respiratorio está expuesto constantemente a toda clase de microorganismos, los cuales son fácilmente eliminados por los mecanismos de defensa de los pulmones, como la tos, o cierta clase de células que recubren las vías respiratorias y se encargan de llevar todo lo extraño hacia afuera.

La neumonía aparece cuando estos mecanismos están funcionando mal, o si se inhala una cantidad considerable de bacterias o virus que sobrepasen su capacidad.

La tos es el síntoma más frecuente de esta enfermedad; el diferenciador lo encontrará el médico al momento de revisar los pulmones del paciente con un estetoscopio.1También es probable que, para confirmar el diagnóstico, se soliciten radiografías o tomografías torácicas.

Otros síntomas asociados comúnmente a la neumonía son el dolor en el tórax, escalofríos, fiebre y sensación de ahogo.

Ya que pueden ser muchos los microorganismos que causan la neumonía, es usual que en estos casos no se determine cuál es el que causa específicamente el padecimiento. Sin embargo, esto no es relevante para llevar a cabo un tratamiento eficaz.1 Los profesionales de la salud pueden atender el cuadro clínico con éxito sin este dato.

Incluso en ocasiones en las que hacen cultivos para determinar el microorganismo causante, sólo se logra identificarlo en la mitad de los casos.

El tratamiento de este tipo de neumonía consiste principalmente en antibióticos, pero se pueden agregar antifúngicos o antivíricos, dependiendo del caso.

La neumonía debe ser diagnosticada por un médico y determinar el tratamiento adecuado; sin embargo hay que cuidar especialmente de los adultos mayores y de los niños, ya que son las poblaciones más sensibles a sus efectos, pudiendo llegar a ser fatales.

Medidas como el uso de cubrebocas o el lavado frecuente de manos pueden ayudar a disminuir el contagio, al igual que contar con buenos hábitos de descanso, alimentación y actividad física.2 También es importante abrigarse adecuadamente y no fumar, ya que eso compromete el bienestar de los pulmones.

Consulte a su médico.

Fuente:


  1. Sethi, S. Introducción a la neumonía. Manual MSD [Internet], (s.f.). Disponible en: https://www.msdmanuals.com/es-mx/hogar/trastornos-del-pulm%C3%B3n-y-las-v%C3%ADas-respiratorias/neumon%C3%ADa/introducci%C3%B3n-a-la-neumon%C3%ADa
  2. Temporada de neumonía, ¿cómo evitarla?. Centro Médico ABC [Internet], (s.f.). Disponible en: https://centromedicoabc.com/revista-digital/temporada-de-neumonia-como-evitarla/

Califica este blog:


Comparte información médica de actualidad. Y permite que el trabajo de Weser Pharma llegue a más personas. Comparte este artículo en: